Bienvenido seas
Invitado
a Jikan Highschool, el único instituto posicionado en medio de una isla cuya ubicación es y seguirá siendo desconocida, se divide en 5 casas, las cuales sólo cuatro son conocidas...todo el poder rige sobre el Director Bachman. ¿Te aventuras a conocer más de este instituto mágico?


Conectarse

Recuperar mi contraseña

¿Quién está en línea?
En total hay 1 usuario en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 1 Invitado

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 33 el Jue Nov 27, 2014 12:25 pm.
Últimos temas
» hola, holo, holi!
Vie Ago 28, 2015 5:53 pm por Chizuru Minamoto

» Afiliación Élite -Alpha Superhéroes vs Villians
Miér Jul 01, 2015 10:03 am por Invitado

» Limpieza de afiliados
Miér Abr 01, 2015 9:23 pm por Invitado

» Sweet School Life Elite ( remodelación)
Vie Dic 12, 2014 1:37 pm por Invitado

» Crónicas de Etribia [Afiliación Elite]
Vie Sep 05, 2014 5:36 pm por Invitado

» Lyurand Terris [Normal]
Vie Ago 29, 2014 7:06 pm por Invitado

» Infected Love {Afiliación NORMAL}
Miér Ago 27, 2014 2:00 am por Invitado

» Makai {Élite}
Vie Ago 22, 2014 10:22 am por Invitado

» New World-Afiliación normal
Sáb Ago 16, 2014 8:05 pm por Invitado

•ADMINISTRACIÓN•

•MODERACIÓN•



• N O R M A L E S•

É L I T E
CrearCrear foroZelda rolHatfield UniversitiySword Art Online (SAO)Crear foroLoving Pets!  Nova OrbisLacim Tenebris Clamp Campus Crear foroThe Fairy LandDanger ClanPulse Petto-kMakai Ouji RolOuran HighSchoolShinobi Master photo untitled44.pngWings of FreedomShaman King Fukkatsu RolInfection Rol

Jikan Highschool está protegido bajo la licencia de Creative Commons. Tanto trabajo escrito como gráfico acreditado a su respectivo autor, agradecimientos especiales a Zerochan por brindar sus imágenes, Source Code por sus tablillas y tutoriales, Kaiser por el diseño externo y al resto del staff de Jikan por el contenido escrito. Creative Commons License
This work is licensed under a Creative Commons Attribution-NonCommercial-NoDerivs 3.0 Unported License.

۞Silentium || Priv.

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

۞Silentium || Priv.

Mensaje por Christopher Keegan el Vie Sep 06, 2013 11:36 am



۞Silentium۞

Escúchame, y pon todos los Espíritus sujetos a mí:

¿Qué haga qué?— Ladeó su rostro con curiosidad. Nunca se habría esperado que su 'tutora legal' se hubiera tomado la molestia de enviarle al dojo, más que nada, porque él no era una persona que prefiriera luchar o mantener una espada entre sus manos antes de sentarse y leer durante horas. Aun así allí estaba, con la mano extendida hacia el frente, sujetando aquella espada de madera con extrema curiosidad. —Oh, por Dios, Christopher. Estás en medio de estudiantes con sorprendentes poderes y tú solo pasas el tiempo leyendo. Deberías saber protegerte al menos— Con aquellas simples palabras la mujer hizo un ademán para que se alejara. Aunque Salomón siguiera de por si sorprendido y algo embobado no dudó en dar media vuelta, aun sosteniendo aquella espada de madera de forma de por si no exacta. Al fin y al cabo no era su culpa, la mente trabajaba mejor que los músculos y era mucho menos complicado eso. Aun así, empujado por la curiosidad de la novedad simplemente se dirigió hacia delante con su ya costumbre sonrisa neutral. ¿Qué podía ir mal? Había leído innumerables libros que hablaban de samurais y sus famosas habilidades con la espada. Por un instante, la posibilidad que aquellos seres históricos llegaran del pasado como él mismo cruzó su mente y por un momento, aquella idea no sonaba tan mal, de hecho, la posibilidad de poder divertirse en su compañía y saber la verdad detrás de todas aquellas leyendas sonaba realmente apetecible.

Bostezó, levantando una mano para ocultar el cometido, parando por fin sus pasos en la sala de entrenamiento. Según la profesora nadie estaría a aquellas horas allí, por ello tendría todo el tiempo del mundo. El problema en tener todo el tiempo a su disposición y conociendo al joven muchacho en cuestión, era que fácilmente se vería distraído, sobretodo si por el camino la puerta que conducía a la biblioteca estaba abierta. Fue así que no dudó mucho antes de hacer una pequeña parada en la biblioteca y tomar prestados algunos libros, para, sucesivamente dirigirse hacia la dichosa sala con una radiante sonrisa en sus labios. Al menos, si es que le iban a buscar le encontrarían allí. Al fin y al cabo nunca había especificado 'como' debía de 'entrenar', fácilmente podría ser interpretado como leer un libro sobre espadas, o cosas por el estilo. Al fin y al cabo el plantearse utilizar algún hechizo era mucho más factible que levantar un arma entre sus manos, aunque fuera de simple madera. Una vez la gran puerta fuera desplazada entró sin mucho miramiento, mas una repentina lanza voló a milímetros de su rostro, clavándose con fuerza en la parez. Salomón quien había dado un paso hacia atrás sonrió con cierta diversión, volviendo a caminar hacia el frente, cuidando esta vez que no escapara una nueva flecha por mecanismo reflejo, al parecer estaba todo pensado para que los estudiantes pudieran levantar de inmediato sus defensas... ¿Pero como sería con un simple ser humano?

Sumamente irónico el pensar que una simple flecha hubiera estado más cerca de cualquier ángel o demonio del matarlo. Sus verdosas orbes se fijaron en cada detalle de la habitación, aquellas máquinas que con el simple verlas no entendía de que podría servir, cada rincón preparado para una raza en concreto, los símbolos que tanto había ya visto. Sus pasos cesaron frente a un gran círculo en el suelo. Si mal no recordaba, Uriel lo había utilizado en su contra, en ese entonces ansió infligirle el castigo merecido por haber desobedecido al creador, mas aquellos pilares de luz que atravesaron una vez su cuerpo por completo no fueron suficientes para matarlo. Durante un instante sus facciones cambiaron, un hondo pesar se mostró en su faz a la par que sus pasos se adelantaban, uno tras otro llegó a pocos centímetros del círculo mágico. No era un ángel como para controlarlo, siquiera un demonio para intentar aniquilar. Tan solo era un humano que ansiaba devolver su lugar en el mundo a su propia raza, pues al fin y al cabo, el mismo creador los había preferido ante la perfección de sus ángeles. —Castigo ¿Eh?— Musitó, tornando a su radiante sonrisa y alejándose una vez más del círculo celestial. Su cuerpo aun recordaba aquél desgarrador dolor y aun así, sus labios no podían dejar de esbozar aquella sonrisa. Paró en eso, en una parte donde las máquinas, los sellos y las armas no ocupaban el espacio. Una vasta zona completamente despejada. El mago apoyó la espada a un lado y los libros en el suelo, tras aquello, no tardó por sentarse también y comenzar a hojear el primer libro. Silencio.

avatar
Christopher Keegan
Humano
Humano

Orientación :
Inclinación :
Mensajes : 25
Puntos : 625
Fecha de inscripción : 19/08/2013
100%

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.